Hola,

soy Lúa.

Solo hay dos lugares en los que me siento realmente conectada a mi esencia: en el mar y en el escenario.

Descubrí que quería ser actriz viendo el peor espectáculo del mundo, donde todo lo malo que podía pasar… pasó… supe que ahí estaba mi camino, entre la mayor verdad que podía crearse tras el telón y el saberse en la cuerda floja si no se mantiene la magia con meticulosa escucha, entrega y arrojo. Un trabajo de equipo de profunda humildad.

La vida me regaló conocer otros medios y seguir creando personajes en cine y tv para ampliar el paisaje de mi creatividad… Y aquí sigo, dispuesta a sumergirme en el siguiente personaje mientras surfeo la vida viviendo experiencias que enriquezcan el mundo interior de mis futuros retos.